10.1 C
Elche
martes, enero 31, 2023

Buy now

spot_img

Si empiezas a comer manzanas regularmente, notarás estos 5 cambios en tu cuerpo

- Publicidad -spot_img


Comer manzanas tiene muchos beneficios para la salud. Esto es lo que le sucederá a tu cuerpo si comienzas a consumirlos regularmente.

1. Pérdida de peso La fibra es muy importante para mantenerse en forma, pero la mayoría de las personas no obtienen suficiente a través de los alimentos. Una manzana proporciona una quinta parte del requerimiento diario de fibra. En particular, las manzanas contienen pectina, un tipo de fibra soluble que te mantiene lleno por más tiempo. Al comer una manzana antes de una comida, su cuerpo obtiene estos valiosos nutrientes y evita el consumo excesivo de alimentos que se almacenan como grasa. Además, la fibra reduce los niveles de colesterol y evita el aumento de peso.

2. Mejorar el estado de los dientes y las encías. Las manzanas contribuyen a la producción de saliva, lo que previene la formación de placa. La placa es una capa de bacterias que cubre los dientes y es la causa de su coloración amarillenta. Las manzanas tienen una textura abrasiva similar a un cepillo de dientes que actúa como un exfoliante dental. Pero a pesar de todo esto, no debes abusar de sus propiedades “higiénicas”. Cepíllese los dientes con pasta dentífrica y cepíllese minuciosamente después de cada comida.

3. Fortalecimiento de la inmunidad La abundancia de antioxidantes y otros nutrientes que se encuentran en las manzanas, como los flavonoides (principalmente quercetina) y los triterpenoides, tiene un efecto bastante fuerte sobre el sistema inmunológico. Como resultado, se enfermará con menos frecuencia. Recuerde, estos compuestos se encuentran principalmente en la piel, ¡así que no pele las manzanas antes de comerlas!

4. Mejorar la concentración Científicos de Harvard demuestran que las manzanas ralentizan el proceso de envejecimiento del cerebro. Esta deliciosa fruta aumenta los niveles de neurotransmisores encargados de mantener la memoria. El consumo diario de manzanas reduce significativamente el riesgo de desarrollar la enfermedad de Alzheimer al mejorar la concentración.

5. Mejorar la función hepática El hígado es el encargado de desintoxicar el organismo. Toxinas que ingresan indirectamente de contaminantes ambientales, o directamente a través del consumo excesivo de alcohol y los alimentos con sabores artificiales, son perjudiciales para este órgano. Las manzanas son ricas en quercetina, un poderoso flavonoide antioxidante que ayuda a desintoxicar el organismo, facilitando así la función hepática.

Las manzanas son una de las frutas más saludables, ya que contienen una gran cantidad de nutrientes y previenen el desarrollo de muchas enfermedades. Pero para sacarles el máximo partido, es necesario consumirlos en un momento determinado del día. ¿Por qué es mejor comer manzanas por la mañana? Los expertos advierten que las manzanas no se deben comer con el estómago vacío. Esto puede causar hinchazón y provocar estreñimiento. Se recomienda consumirlos 1 hora después del desayuno o una hora después de la cena. La razón de esto radica en el hecho de que las manzanas son ricas en fibra. En el caso del estómago, es más fácil procesarlos y absorber más nutrientes por la mañana.

Por la noche, el nivel de ácidos involucrados en el proceso de digestión disminuye y esto afecta la velocidad de digestión de los alimentos. Esto significa que si una persona come una manzana después de las 6:00 p. m., puede permanecer en el estómago sin digerir por más tiempo del debido. Como resultado, pueden ocurrir problemas con el trabajo del tracto gastrointestinal e insomnio. Otra razón por la que es mejor comer manzanas por la mañana es que esta fruta contiene pectina. Esta sustancia impide la producción de ácido láctico y promueve el crecimiento de bacterias beneficiosas en el colon. Gracias a estas propiedades, las manzanas mejoran el trabajo del sistema digestivo a lo largo del día, limpian el organismo de sustancias tóxicas y previenen problemas estomacales.

Recuerda que lo mejor es consumirlos frescos. De esta forma, entrará en tu cuerpo la máxima cantidad de nutrientes. Al mismo tiempo, es importante no pelar las manzanas, ya que es en su piel donde está presente una parte importante de las sustancias útiles. El jugo de manzana, especialmente el jugo de manzana comprado en la tienda, no es una buena opción. Estos productos contienen azúcar y varios conservantes. Además, carecen de fibra en su composición.

Importante: ¡El artículo es solo para fines informativos y no reemplaza una dieta equilibrada, así como un examen por un especialista!

Foto por Shelley Pauls sobre Unsplash



The European Times

Artículos relacionados

Síguenos!

3,688SeguidoresSeguir
0SuscriptoresSuscribirte
- Publicidad -spot_img

Últimas noticias

- Publicidad -spot_img